Absceso

INFORMACIÓN GENERAL:

¿Qué es un absceso? Un absceso es un área bajo la piel donde se acumula pus (fluido infectado). El absceso generalmente es causado por bacteria. Usted puede tener un absceso en cualquier parte de su cuerpo.

¿Qué aumenta mi riesgo de tener un absceso?

¿Cuáles son los signos y síntomas de un absceso? Usted podría tener un absceso si tiene una masa inflamada, roja y dolorosa. Podría cambiar de forma o tamaño y ponerse dura. Es probable que le salga pus de esa masa. El pus es blanco o amarillo y puede tener mal olor.


¿Cómo se diagnostica un absceso? Su proveedor de salud le examinará el área afectada. El observará que tan rojo o inflamado está el absceso o revisará para ver si está drenando. Es probable que una muestra de líquido del absceso muestre qué es lo que está causando su infección.

¿Cómo se trata un absceso?

¿Cuáles son otros tratamientos para el absceso? Si su absceso no ha logrado drenarse por sí mismo, su proveedor de salud probablemente querrá hacer uno de los siguientes:

¿Cuándo debo comunicarme con mi proveedor de salud?

¿Cuándo debo buscar atención inmediata o llamar al 911?

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.