Herpes simple genital

INFORMACIÓN GENERAL:

¿Qué es herpes genital? El herpes genital es una infección de transmisión sexual (ITS) que es causada por el virus del herpes simple. Se propaga durante el contacto sexual oral, vaginal, o anal. Se puede contagiar aún si no nota las ampollas. También se puede propagar a otras partes de su cuerpo, incluyendo sus ojos, al tocar ampollas abiertas. Si usted está embarazada, usted puede contagiar a su bebé mientras está todavía en su vientre o durante el parto vaginal.

¿Qué aumenta mi riesgo de contraer herpes genital?

¿Cuáles son los signos y síntomas de herpes genital? Los síntomas más comúnes son ampollas que aparecen en su área genital, muslos o los glúteos. Las ampollas se abren, se derrama líquido y luego se secan (costra). Usualmente estas llagas desaparecen sin dejar una cicatriz. Otros síntomas podrían incluir alguno de lo siguiente:

¿Cómo se diagnostica el virus de herpes genital? Su médico le va a hacer preguntas sobre su salud e historial sexual. También va a necesitar saber cuando le comenzaron sus síntomas. Informe a su médico sobre cualquier infección de trasmisión sexual (ITS) que usted o su pareja tengan. Le van a realizar un examen físico donde su médico va a cuidadosamente revisar el área que tenga con las ampollas. Puede ser necesario que le hagan una citología para revisar su vagina y los órganos sexuales internos. Usted también podría necesitar cualquiera de los siguientes:

¿Cúal es el tratamiento para el herpes genital? No existe cura para el herpes genital. Su médico le podría administrar cualquiera de los siguientes medicamentos para controlar los síntomas:

¿Cuáles son los riesgos del herpes genital? El herpes genital puede causar dolor en su área genital o al orinar. Si usted presenta herpes genital durante el embarazo, su bebé corre el riesgo de contraer herpes. La infección puede causar que su bebé al nacer pese menos, o dañar sus ojos y cerebro. El herpes genital también puede aumentar el riesgo de sufrir una pérdida del bebé antes de nacer. El virus de herpes simple lo pone en riesgo de contraer el virus de inmunodeficiencia humana (VIH). Una infección del virus del herpes simple se puede propagar y provocar una inflamación de los órganos, como su cerebro, pulmones, e hígado. Este virus también se puede propagar a su cerebro y médula espinal, causando infecciones serias conocida como encefalitis o meningitis.

¿Cómo puedo cuidar de mis síntomas? Los siguientes son cosas que usted puede hacer para estar más cómodo cuando su infección está activa:

¿Qué aumenta el riesgo de que los síntomas reaparezcan?

¿Cómo puedo prevenir el contagio del herpes genital?

¿Dónde puedo conseguir más apoyo y más información?

¿Cuándo debo consultar con mi médico? Comuníquese con su médico si:

¿Cuándo debo buscar atención inmediata? Busque atención inmediata o llame al 911 sí:

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.